jueves, 23 de agosto de 2018

CASI CUARENTA AÑOS YA DE AQUELLA CAMPAÑA: "CANARIO, CUIDA CANARIAS".



Por Pedro José Franco López
Técnico en Patrimonio Histórico y Cultural.
 

Popularmente se denominó Campaña de recoge-colillas, pero fue tal su envergadura y magnitud, que se implicaron en ella: los tres Ejércitos, los siete Cabildos Insulares, Delegaciones Ministeriales y los Ayuntamientos costeros de todas las islas, los Organismos y Federaciones Turísticas, las Asociaciones de Vecinos de todos aquellos pueblos que contaban con Playa en su costa y Asociaciones Culturales, Juveniles, Recreativas, Deportivas, etc.;

Curiosamente (mira si los tiempos y las mentalidades han cambiado), aún siendo una Campaña de corte Medioambientalista y de respeto a la Naturaleza, el escenario para las Galas de Cierre de Campaña se montó dentro de la mismísima Charca de Maspalomas, anclada y sostenida su estructura, con palos metidos en bidones rellenados de hormigón... Hoy en día totalmente inconcebible, pero por aquellas fechas, ningún Colectivo Ecologista se manifestó al respecto.
*



Ahora que está tan en boga lo de las prohibiciones de fumar en las Playas, con lemas como: "Playas libres de Humo", "Mi Playa no es tu Cenicero", etc, y se regulan Ordenanzas municipales con sanciones de hasta 300,- euros (en Arrecife -Lanzarote-, de hasta 750,- euros); no podemos evitar recordar aquella iniciativa de hace casi cuarenta años que tuviera la Consejería de Sanidad de la Junta de Canarias, en manos del también Senador por Gran Canaria del partido UCD: Gregorio Toledo Rodríguez.

Aquella fue una iniciativa vanguardista, que se inició como experiencia piloto en agosto de 1980 y, tan sólo en la isla de Gran Canaria, pero fue tal la acogida,  que al año siguiente (1981), la Junta de Canarias la asume como causa regional y es así como se lanza una Campaña de Mentalización con los slogans de «Canario, cuida tus Playas», «Canario, cuida Canarias», y «Amigo, cuida Canarias» e implicándose en la misma desde los tres Ejércitos, los siete Cabildos Insulares, Delegaciones Ministeriales y los Ayuntamientos costeros de todas las islas, hasta los Organismos y Federaciones Turísticas, las Asociaciones de Vecinos de todos aquellos pueblos que contaban con Playa en su costa y Asociaciones Culturales, Juveniles, Recreativas, Deportivas, etc.; iniciándose su andadura desde meses antes de agosto, con Concursos de Redacción en todos los colegios de las islas.



Como anécdota, porque algunas de ellas ya ni existen, dejar constancia que la inmensa cantidad de merchandising, que se repartió por las siete islas: Ceniceros, bolsas, adhesivos, carteles, folletos, (sobre todo Camisetas), como para cubrir toda la demanda que precisaba una Campaña de tal envergadura, tuvo patrocinadores como: "Alcorde", "Galerías Preciados", "Simago", "Almacenes Cuadrado", "El Corte Inglés" y otras, como: "Ortopedia González Roca", "Leche Millac", "Café JSP", "Sanbrit", "Coca Cola", "Agua San Roque" y "Agua de Agaete".

Hay que destacar la amplísima participación de todos los estamentos políticos, sociales, culturales y deportivos de la región canaria en aquella loable iniciativa, pero si hay que hacer especial hincapié es la participación infantil (a los que se les llegó a llamar "Brigadas de Ejemplaridad"), influenciada por las Asociaciones vecinales de todos los pueblos costeros y, recordemos que en el inicio de los ochenta fue muy prolífico el movimiento vecinal.


Tanto es así que a la chiquillería que, con su camiseta y bolsa en ristre, se les bautizó como: "recoge-colillas" y es que no es nada nuevo aquello de que: "... Las colillas de cigarrillo son el principal residuo que contamina las playas a nivel mundial y que, los filtros y los cigarros, al entrar en contacto con el agua, la contaminan con sustancias tóxicas como nicotina y alquitrán, así como metales pesados como plomo, arsénico y cianuro".

Sólo añadir que las actividades de toda índole y las Campañas de choque de recogida de colillas, de carácter municipal en San Bartolomé de Tirajana, estuvieron coordinadas por el concejal de Playas Juan Quevedo Cazorla y la técnico municipal Nena García Montes y, los trabajos de montaje del Escenario en y dentro de la Charca de Maspalomas, estuvieron especialmente supervisados por el alcalde Francisco-Santiago Araña del Toro, acompañado por técnicos municipales.


ESCENARIO -DENTRO- DE
LA CHARCA DE MASPALOMAS


El Escenario, para las dos Galas de Cierre de Campaña, se montó dentro de la mismísima Charca de Maspalomas y le servía de base gruesos palos clavados en numerosos Bidones, con relleno de hormigón.

Curiosamente, ni la prensa, ni ningún Colectivo Ecologista se manifestó al respecto ¿--?. Ay!!!, la década de los ochenta!!!!.

Diseñado el Escenario por el artista canario Sergio Calvo, según la prensa escrita de la fecha: "...parecía emerger de las aguas que llenaban la inmensa Charca (una plataforma bellamente decorada de unos 200 metros cuadrados) aislaba totalmente a los protagonistas de la noche, de la gran masa humana que bordeaba el insólito tarimado"..


  

HOMENAJE POPULAR A NÉSTOR ÁLAMO,
FOLKLORISTA E INVESTIGADOR HISTÓRICO
Y  CRONISTA OFICIAL DE GRAN CANARIA.


En próximas entradas de este Blog, haremos especial mención del más que merecido Homenaje Popular que se le tributó al Folklorista, Escritor e Investigador Histórico Néstor Álamo, a su vez, autor de renombradas canciones como las emblemáticas "Roque Nublo" y "Maspalomas y Tú".

Tuvo lugar en el intermedio de la primera de las Galas (la del sábado, día 29 de agosto de 1981) y se le entregaron Placas y Condecoraciones por parte de casi la totalidad de los municipios grancanarios.


El detalle más trascendente de la noche fue cuando Néstor Álamo, en su intervención, hizo especial hincapié en que se debía levantar un monumento a Colón, "puesto que fue el último trozo de tierra española que vió antes de partir en su último viaje hacia América". Francisco-Santiago Araña del Toro prometió dar cumplimiento lo antes posible a su propuesta y deseo, al tiempo que le condecoraba con la Medalla de Oro del Municipio de San Bartolomé de Tirajana.

Vaya desde aquí nuestra modesta aportación para contribuir a que lo acontecido en la isla de Gran Canaria y, resto de las islas de la región canaria y, sobretodo, en Maspalomas (Playa y Charca de Maspalomas), los días 29 y 30 de agosto de 1981, quede recogida en los anales de la historia de Maspalomas y, a través de las redes sociales y las NNTT de los tiempos actuales (que en la década de los 80 del siglo pasado ni estaban, ni se les esperaba). Como era de esperar y, para no variar, también me ví implicado en aquella iniciativa que viví en primera línea con mi hija Carmen Irene Franco Afonso.
 
La  Campaña de mentalización sanitaria dio pié a una ingente cantidad de actividades de todo tipo que se desarrollaron en todo el archipiélago canario y, en cada Municipio y Playa durante todo el mes de agosto y, para el colofón a aquella popular iniciativa se organizaron dos magnos espectáculos en un escenario montado al efecto en la Charca de Maspalomas, queremos decir -dentro mismo- de la Charca de Maspalomas, que tenían como atractivos especiales la participación de José Vélez y Braulio, estando la coordinación artística de los espectáculos a cargo de la Tertulia "Víctor Doreste".
 
LOS DOS GRANDES ESPECTÁCULOS DE CIERRE DE CAMPAÑA, EN MASPALOMAS


Los dos espectáculos que dieron clausura al intenso mes de actividades con motivo de conmemorar el "Día Mundial de la Playa" y de las Campañas de concienciación: «Canario, cuida tus Playas», «Canario, cuida Canarias», y «Amigo, cuida Canarias»., tuvieron un seguimiento de unas 25.000 personas y, el desarrollo de los actos fue el siguiente:

Sábado, día 29 de agosto de 1981. A las 21,- horas.

Este primer espectáculo que fue presentado por José Martín Ramos, de TVE en Canarias y auxiliado por la doctora Ángela García que hacía las traducciones a los extranjeros presentes , sería retransmitido  en diferido para la región canaria y, un extenso resúmen para el Programa de audiencia hispana:  "300 Millones".

I PARTE:

·       JOSÉ VÉLEZ.
·       Orquesta de Capilla "Diego Durón".
·       Comparsa "Los Caribes".
·       Grupo Andino "Sangre del Cóndor".
·       Jorge Robayna Pons, Pianista.
·  Ballet Las Palmas "Gelu Barbu". con los primeros bailarines: Miguel Montañez y Aida Lustres.

II PARTE:

HOMENAJE A "NÉSTOR ÁLAMO"
·       María Isabel Torón. Soprano María Isabel Torón, que interpretó "Sombra del Nublo".
·       Ejercicio de Redacción escolar "Mi Campo Ideal". Primer Premio Regional. Autora-Intérprete: Magali Cáceres Cabrera.
·       Rapsoda: el Niño "Niquenrri". (Poema "Islas Canarias"
·       Grupo Folklórico "Los Familiajes".
·       Andrés Macías. Timplista.
·       Grupo Folklórico "Los Majuelos".
·       MARÍA MÉRIDA Y SU GRUPO "BENTAYGA".

 Domingo, día 30 de agosto de 1981. A las 12,- horas.

Se retrasó hasta las 14,- horas por un fuerte temporal de viento en la Playa y Charca de Maspalomas. que, poco a poco, fue remitiendo durante la tarde.

Fué presentado por Carlos Martín de Radio Cadena Española en Las Palmas.

I PARTE:

·       Comparsa "Los Caribes".
·       Murga "Los Guanches PicaPiedra".
·       Juanita Castellano, hija del popular Pepe Monagas.
·       Grupo Folklórico "Los Cochineros".
·       Aida rodríguez Ojeda. Pianista.
·       Chelyn Quiney. Rapsoda.



II PARTE:

·       Agrupación Folklórica "Florencio Antúnez".
·       El jovencísimo charro Marco Jesús y su Mariachi.
·       Rapsoda: el Niño "Niquenrri". (Poema "Islas Canarias".
·       Grupo Folklórico "Los Majuelos".
·       Grupo de rock "UNITED".
·       BRAULIO.
 

REFLEXIONES SOBRE SAN BARTOLOMÉ, PATRÓN DE TUNTE Y DEL MUNICIPIO TIRAJANERO.



Por Pedro José Franco López
Técnico en Patrimonio Histórico y Cultural.


La “derrota de San Bartolomé”, de la que se cumple el 539 aniversario, convierte a Tunte en uno de los escenarios más importantes de la conquista de Gran Canaria.


Se entrecruzan y acumulan muchos aspectos a tener en cuenta al momento de escribir por estas fechas una columna sobre San Bartolomé y, en la medida de lo posible trataremos de no obviar ninguno de ellos, por lo que trataremos de la obra y vida del propio santo; de la iglesia primitiva levantada en su nombre; del 539 aniversario de la “Derrota de San Bartolomé” y de los orígenes y autoría de la imagen que se venera en su templo parroquial.

Hecho histórico aborigen y castellano.

Para empezar digamos que la iglesia suele ser el monumento arquitectónico más importante de cada pueblo y en ellas se centran su historia y cultura: además, en su entorno se construyen las casas, se perfilan plazas y alamedas, se delinean calles y avenidas. La de San Bartolomé de Tirajana –Tunte- se construye terminada la conquista y se le dedica a San Bartolomé en recuerdo a la llamada “derrota de San Bartolomé”, de la que se cumple el 539 aniversario: (1479/2018).

Aquella batalla que tuvo lugar entre castellanos y aborígenes, convierte a Tunte en uno de los escenarios más importantes de la conquista de Gran Canaria, pues aquí fue dónde se desarrollaron los últimos episodios.

Nos paramos un poco a contar la versión que nos deja de este hecho Pedro Agustín del Castillo en su “Descripción histórica y geográfica de las Islas Canarias, 1737)”, que cuenta lo siguiente en cuanto a la incursión por tierras tirajaneras que hizo el conquistador capitán Pedro Fernández Cabrón, acompañado por el prelado Juan de Frías:

“…Hisose a la vela Pedro Cabrón, a los Puertos de Maspaloma y Arganegín, hechando gente en ello; y, solicitando penetrar a Tirajana, halló a aquellos naturales tan promptos, que se encontró con el “Faycán” de aquella Comarca; que sin aver menester más gente que otras, acometió a Pedro Cabrón. Que poco baquiano en aquellos terrenos y asperesas, a los primeros abanses se encontró con una de las muchas piedras que arrojaban los “Canarios” que le descompuso lo voca, dexóndole com mui pocos dientes; y presissando volverse a los navíos, que logró con mucha pérdida de los suyos, tubo a buena fortuna ponerse a salvo y volverse al Puerto del Real de Las Palmas…”

Se cuentan muchas historias al respecto; unas con rigor histórico y otras que han pasado de padres a hijos y han perdurado en el tiempo como aquella que nos dice que, cuando los castellanos se introdujeron en la caldera de Tirajana, fueron duramente atacados por los nativos, siendo consecuencia de ello que sus fuerzas se vieron mermadas. De éstas, algo más de ochenta supervivientes fueron hechos prisioneros y condenados al fuego votivo del Beñesmen, pero la intervención de una anciana aborigen hizo que no se verificara el sacrificio. Esto acontecía la noche del 24 de agosto de 1479, día en el que el santoral celebra la festividad de San Bartolomé apóstol y mártir, por lo que en gratitud al santo, prometieron elevar una ermita en su honor.

La Iglesia de Tunte.


Según Santiago Cazorla León, esta derrota tuvo lugar en el camino de Risco Blanco, dónde habían destruido el “templo aborigen”. Terminada la conquista se levanta la primitiva Iglesia de San Bartolomé en Tunte, posiblemente hecha de piedras y barro que, a menudo tenía que ser reparada y en la que casi no cabían fieles y, con un gran problema, las misas eran de cuando en cuando, pues no tenían asignado sacerdote.

El 27 de noviembre de 1534 los vecinos de Tunte se dirigen al Cabildo Catedral pidiendo ayuda y en diciembre de ese mismo año les da ocho doblas de oro cada año, para ayudar a pagar los servicios de un cura que ellos mismos elegirían.

La actual Iglesia Parroquial de San Bartolomé como tal, se comienza a construir en 1680 y en 1692 se termina de techar. Durante el tiempo ha sido sometida a sucesivas reformas que le dan la esbeltez de hoy en día en que preside solemnemente el propio pueblo y la vida local y ganándose por derecho propio la categoría de Bien de Interés Cultural.

El santo apóstol.

San Bartolomé; que fue uno de los doce apóstoles de Jesús, es venerado en la Iglesia católica, en la ortodoxa e incluso en las Iglesias no calcedónicas ( Iglesias orientales que sólo aceptan los tres primeros Concilios del Vaticano).

Su martirio y muerte se atribuyen a Astiages, rey de Armenia que mandó llamarlo y le ordenó que adorara a sus ídolos. Ante la negativa de Bartolomé, el rey ordenó que fuera desollado vivo en su presencia hasta que renunciase a su Dios o muriese. Fue tan larga su agonía que, al día siguiente al ver que no hubiera muerto, ordenó que se le degollase. En la Capilla Sixtina, Miguel Ángel le representa con la piel en su mano y en la misma, un autorretrato suyo.

Bartolomé Cairasco de Figueroa (LPGC 8 de octubre de 1538-1610), poeta, dramaturgo y músico canario, en la página 244 de la “Tercera Parte del Templo Militante” hace una bella y trágica referencia al martirio de San Bartolomé, dice así, en castellano antiguo:

Fue el martirio cruel tan importuno,
Que no puede acabarse en sólo un día,
Que, como cuero y carne todo es uno,
Quitarse fácilmente no podía;
Deténgase en lugar tan oportuno
A contemplar un poco el alma pía
Del pérfido tirano la inclemencia
Y del sagrado apóstol la paciencia.

En fin, toda la piel del pié a la frente,
Se le quitó como si fuera un manto;
Y viéndole con vida al día siguiente,
No sin piedad el Pueblo, horror y espanto,
Mandóle degollar el insolente.
Y el alma bella de su albergo santo,
Viendo tiempo y lugar por la herida,
Salió a gozar de la perpetua vida.

Celebrase su fiesta en Roma en veinte
Y cinco días del mes de Agosto, y fuera
A veynte y quatro, que la diligente
Yglesia lo ordenó de esta manera.
La causa como dice docta gente,
Fue dilatarse así pena tan fiera,
Y celebrando Roma el degollarle,
Celebran los demás el deffollarle.

La imagen de San Bartolomé

De la primera imagen de San Bartolomé no se tiene conocimiento, pero se deduce que podría ser una “imagen de bulto” –de las de vestir-, ya que existen inventarios de túnicas y capas para el ropaje de las procesiones, como es el caso de la Virgen del Pino, por ejemplo.

La gente de Tunte da por sentado que la nueva imagen de San Bartolomé obedeció a la gubia de Luján Pérez (1756/1815), aunque ninguno de los historiadores que han estudiado a este imaginero la incluye en el catálogo de su producción. No es desacertada la suposición pues, según expertos, el estilo y la impronta de Luján Pérez (que por aquel entonces contaba con 27 años) se hacen presentes en la talla; si no fuera así, de seguro que debió ser algún aventajado discípulo del artista.

La esbelta imagen que, como patrón de Tunte y del municipio tirajanero preside la hornacina central del retablo mayor de la Iglesia Parroquial de San Bartolomé de Tirajana –Tunte-, está tallada en madera y policromada, luce sus atributos oficiales: el Libro de las Sagradas Escrituras y el cuchillo en referencia al que se usó para desollarle.

Para terminar, el nombre “Bartolomé” que procede del patronímico arameo y que etimológicamente significa: (Bar/Hijo y Tolomé/Cultivador y Luchador), viene a decir mucho también de la impronta, la idiosincrasia y personalidad de la gente tirajanera.