sábado, 8 de septiembre de 2018

(5 de 17).- XX ANIVERSARIO DEL LIBRO "MASPALOMAS ANTIER".


Por Pedro José Franco López.

 

EL CAMELLO, EL CAMELLERO





Durante siglos el Camello fue en las Islas Canarias una herramienta imprescindible en las tareas del campo y en el transporte. Animal de gran fortaleza, paciente y con evidente carácter de sacrificio; el dromedario (Camello),  fue un auxiliar fundamental en la labranza y en todas las labores agrícolas, especialmente en las zonas costeras y mas llanas del archipiélago.

También en Maspalomas el Camello y su Camellero ofrecieron una estampo tradicional y muy característica. Hubo un tiempo en que el Camello resultó ser un auténtico problema para los agricultores y es que pastaban a sus anchas por todo el territorio maspalomero, ganados de Camellos de forma descontrolada.

Para los más pequeños, el Camello era un animal que imponía respeto. Pero, entre el temor y el amor por la aventura, a todos los niños les gustaba que les subieran a la albarda de madera o a pelo.... Un breve paseo en camello era una de las ilusiones mas ansiadas por la chiquillería.

Los Camelleros llegaron a convertirse en personajes entrañables de la historiografía maspalomera: Juanito García, Fernando Franco, Juanito Miranda, Toto Sánchez, Luis Artiles......

Después, cuando el turismo le ganó la batalla a la agricultura y aparcería, fueron ellos mismos los que convirtieron al Camello en incuestionable icono de Maspalomas y en singular atractivo turístico, guiando las caravanas que paseaban -y pasean-  a los visitantes por las dunas de Maspalomas.